miércoles, 14 de noviembre de 2012

Martes, 13 de noviembre de 2012

Martes, 13 de noviembre de 2012...

Con este formato titularé las entradas en las que os hable un poco de las clases que haya dado ese día, de como ha transcurrido la jornada, de mis alumn@s, de lo que hemos trabajado, de sus progresos, etc.

¡Vaya semanitas que llevamos de lluvia!
Yo llevo afincado en Almería desde el año 2005, puede que no sea mucho, pero es que los más viejos del lugar no recuerdan, prácticamente, un período tan largo y continuado de lluvias. Algunos que ya sigáis este blog puede que sepáis que algunas clases las doy en el Centro King Sport & Beauty, que dispone de pistas cubiertas, con lo cual el problema de la lluvia queda solucionado, tal y como os comenté en la entrada dedicada al citado Centro.
Pero, sin embargo, muchas otras las tengo en distintos sitios, todos al aire libre, y claro...¡así no hay manera!

En el día de hoy tenía dos horas de clase, entre las 17 y las 19 horas, en la Comunidad La Térmica de Almería, con dos parejas de hermanas, las mayores con solo ocho años de edad...ya os hablaré de ellas, son una delicia. Pues bien, al mediodía, chaparrón de turno, breve pero suficiente para dejar la pista mojada. Clases suspendidas. El problema es que las pelotas no se pueden mojar porque se estropean y ya no sirven para nada.

Luego, a las 20 horas tengo clase en las instalaciones de La Cañada con un matrimonio, Gabriel y Pepi. Estaba chispeando muy flojito pero, cinco minutos antes de entrar a la pista...¡comienza a llover más fuerte!. Desde luego la clase, en principio, ya no se podía dar, por lo que os decía antes del tema de las pelotas mojadas, pero Gabriel tuvo una idea, utilizar tres pelotas que llevaba en su bolsa y dedicar la hora a pelotear, ellos dos contra mi, así, como dicen ellos...no sabemos por donde "nos viene" la pelota, aspecto éste en el que ellos tienen mucho interés, aunque primero debemos pulir otros aspectos, como os comentaré más adelante.

Pues bien, nos pusimos manos a la obra y así pudimos salvar la clase. En cuanto al resultado de la misma tuve que estar incidiendo mucho en el tema de la movilidad y de la rapidez en la preparación del golpe, prácticamente un aspecto para cada uno de ellos.
Gabriel juega en el lado derecho, al ser zurdo, pero juega muy parado, por pura comodidad apenas se mueve, por lo que golpea muchas veces con la pelota pegada al cuerpo, o, como ésta le sorprende y se le echa encima, golpea yéndose hacia atrás.
Pepi, por su parte, tarda, en muchas ocasiones, demasiado en preparar el golpe, por lo que la pelota también le sorprende y, en ocasiones, se le echa encima.
Por eso decía anteriormente que tenemos que seguir trabajando estos aspectos, aunque sea con ejercicios donde yo les diga con anterioridad donde va a ir cada pelota, antes de pasar a ejercicios donde ellos no sepan con antelación por donde le llegará la pelota.

Es fundamental el estar siempre con los pies muy "vivos", como me gusta a mí decir, para corregir, con pasitos cortos y pequeños movimientos, nuestra posición antes de cada golpeo. Incluso, aunque parezca en alguna ocasión que nos vienen dos pelotas exactamente al mismo sitio y del mismo modo, la segunda respecto a la primera, aún así, deberíamos "salir un poco de posición" y "volver a entrar" para, finalmente, golpear prácticamente en el mismo sitio.
Por último, la rapidez en la preparación del golpe es fundamental. Siempre hay que preparar rápido, si la pelota viene despacio o no muy rápida, fenomenal, no tendremos problema, incluso si, como les digo, hay que "esperarla" con el golpe armado; pero, cuando nos venga una pelota con velocidad, muy rápida, solo si hemos preparado con rapidez podremos golpear correctamente.


No hay comentarios:

Publicar un comentario