jueves, 27 de noviembre de 2014

Primeras clases en Élite Pádel Club.

Prácticamente ha pasado un mes (un poquito más) desde que comencé con las clases en mi nuevo centro de trabajo, Élite Pádel Club Indoor. Por lo tanto me parece oportuno ir contando algo sobre las mismas y sobre los distintos alumn@s que tengo.

A día de hoy tengo diez horas semanales. Para el poco tiempo que llevamos estoy contento con éste número de horas. Tengo varias solicitudes de pre-inscripción recogidas, pero todavía no he podido cerrar algún grupo más debido a la variedad de horas y días solicitados.

En orden cronológico, según el planning semanal, tengo los siguientes grupos:

María José y Enrique.-

Han sido los penúltimos en comenzar, solo llevan recibida una clase. Se trata de dos compañeros de trabajo del Club. María José está en la recepción, atendiendo a todos los socios y usuarios con la simpatía que le caracteriza; mientras que Enrique es uno de los dos camareros que atienden en la cafetería.

Están recibiendo el Programa de Iniciación y, de momento, han comenzado muy bien. Incluso Enrique me sorprendió por lo bien que estuvo pegando a la pelota y realizando los gestos técnicos trabajados.

Manuel y José Amalio.-

Mis dos alumnos más veteranos, los de más edad. También han empezado hace poco. José Amalio practicó, en el pasado, tenis de mesa, por lo que tiene unos "vicios" gestuales propios de los movimientos utilizados en dicho deporte. Manuel, por su parte, siempre está muy "ansioso" por que le salgan las cosas bien, lo que en ocasiones juega en su contra.

Como anécdota, la última clase que dimos fue a la una del mediodía, y llegaron totalmente estresados y cansados mentalmente después de toda la mañana de trabajo. Nos costó casi tres cuartos de clase para que se relajaran por fin y pudieran empezar a salirle un poco las cosas, especialmente a Manuel.

Paky, Lorena y Eli.-

Lorena y Paky son las madres de dos de los niños que tengo los sábados. Han comenzado también el Programa de Iniciación y, sobre todo, lo que más hacen en clase es...¡hablar entre ellas!

El último día estuvieron, al finalizar, muy ocurrentes. Como habíamos tenido que retrasar una clase, llevaban quince días sin "juntarse", por lo tanto estuvieron toda la clase...poniéndose al día!!

Al finalizar dijeron, como la clase la tenemos a las 19 horas, "el próximo día quedamos a las seis, de seis a siete para hablar y de siete a ocho para dar clase"

Paco y Massi.-

Tuvieron el "honor" de ser los protagonistas de la primera clase que dimos, el pasado 21 de octubre. Dos alumnos también veteranos que muestran una capacidad de trabajo e interés como el que más.

Con mis alumnos Paco Fernández y Massi Mazza


José Manuel y Jesús.-

Dentro del grupo de los adultos, los alumnos más jóvenes que tengo, dos chicos universitarios de 19 y 24 años. Tienen un nivel muy bueno, juegan bastante bien, de hecho han sido ganadores del Trofeo Rector de la Universidad de Almería. También están participando en algunos torneos de carácter local.

Por lo tanto con estos chicos tengo que trabajar utilizando, en cierta medida, nuestro Programa de Competición, pues tienen potencial para realizar con ellos un buen trabajo, lo cual me ilusiona bastante.

Belén, Floren y María del Mar.-

Éstas tres jóvenes alumnas han sido las últimas en empezar, también con el Programa de Iniciación.

Me sorprendieron gratamente el otro día, después de la, hasta ahora, única clase que hemos dado, pues lo hicieron magníficamente, sobre todo dos de ellas, a la tercera le costaba un poquito más. Se lo dije al finalizar y pensaban que se trataba de una estrategia de "refuerzo positivo".

Fran, José Manuel y Antonio.-

Con éste grupo ya llevo tiempo trabajando, Programa de Perfeccionamiento Inicial.

Se produce la curiosidad de que aquí, en éste grupo, tengo otro alumno procedente del tenis de mesa. Os podéis imaginar que estamos haciendo un gran esfuerzo, ambos, por ir modificando los gestos técnicos. Muy trabajadores, demuestran un interés altísimo.

Niños (Carla, María, Sergio, Ignacio, Lucía, Dani y Adrián).-

Mi debilidad. Me encanta trabajar con niños. Salvo Dani y Adrián, que son dos micos de cuatro años; el resto están entre siete y nueve.

De momento están todos juntos en el mismo grupo, a la vez en la pista, no obstante me organizo bien. De todos modos, a ver si tuviéramos la suerte de que se inscriba alguno más para que ya podamos dividirlos en dos grupitos. Algunas de ellas, digo ellas porque hablo de dos de las niñas, a pesar de lo poco que llevamos visto ya se aprecia que pueden llegar a hacerlo bastante bien.

Algunos de los niños que tenemos en la Escuela de Élite Pádel Club Indoor

En una próxima entrada hablaré del trabajo que estoy haciendo en faceta más de entrenador que de monitor, con una de las dos mejores jugadoras de Almería, si no la mejor. Siendo muy importante haber logrado que decida venir a entrenar conmigo y en nuestras instalaciones.


video